lunes, 4 de julio de 2016

Presentación online de Nada que perder de Abby Calhoun



Buenos días a todas! 

Comenzamos la semana con una presentación online de una autora novel, que nos hablará un poco de su novela, que podéis adquirir en Amazon en ebook o en versión impresa.



PRESENTACIÓN ONLINE 

 NADA QUE PERDER DE LA AUTORA ABBY CALHOUN



Antes de comenzar a presentarles mi novela, quiero agradecer al equipo de Pasión por la Novela Romántica que me hayan brindado esta oportunidad. En especial a Yelania, por su amabilidad cuando hemos estado en contacto y por la gran labor que hace permitiéndonos presentar nuestras obras. Para una escritora novel, supone un peldaño más en la escalera que nos conduce a sentir más cerca uno de nuestros sueños. De verdad, muchas gracias a todo el equipo.

Sobre la autora:

Detrás de AbbyCalhoun, “se esconde” una escritora novel nacida en Canarias en el año 1984. Desde muy pequeña me sentí atraída por la lectura y la escritura, siendo dos de mis aficiones preferidas (como suele ser habitual en estos casos jeje).
Debido a los estudios, relegué en cierta medida, esta afición hasta que a través de la novela romántica las musas resurgieron con gran fuerza. Esta inspiración es la responsable de la realización de esta primera novela, a la que espero que acompañen muchas más. Si queréis saber más acerca de Abby Calhoun, podéis pasaros por el blog en el que encontrareis información sobre próximos lanzamientos y demás curiosidades.

Detalles del producto:


Formato: Versión Kindle / Tapa blanda
Tamaño del archivo: 828 KB
Longitud de impresión: 428
Vendido por: Amazon Media EU S.àr.l.
Idioma: Español
ASIN: B00RI8CP50
EUR 1,98
Link de compra versión kindle: AQUÍ 
EUR 7,79
Link de compra tapa blanda: AQUÍ

Sinopsis:

A Claire la vida le sonríe, su éxito en el trabajo es innegable. Lleva años ahorrando para comprarse la casa de sus sueños, ahora tiene una semana para encontrarla mientras está de vacaciones. Un encuentro casual con un misterioso desconocido cambiará su vida radicalmente de una forma que no podía imaginar.
Una novela romántica con una temática diferente que te sorprenderá, atrévete a descubrirla.



Presentación de la novela:


En este apartado quiero dedicar un espacio, de nuevo de agradecimiento, a todas las lectoras de este género que nos atrae tanto, y que nos permite soñar con innumerables historias de amor. Gracias, porque sin vosotras no sería posible.
La historia transcurre en la época actual, ubicada entre los paisajes rurales de Idaho y Wyoming, bordeado por las escarpadas montañas de Gran Teton y sus inigualables géiseres. Como no podía ser de otra forma, estando ubicados en Estados Unidos, la atractiva ciudad que nunca duerme(Nueva York) también nos acompañará en una parte de la novela.
A través de sus hermosos y espectaculares paisajes se nos presenta la historia de nuestra protagonista, Claire. Una joven con las ideas claras, aventurera y decidida que se dedica al diseño de interiores, se puede decir que la vida le sonríe en casi todos los aspectos, puesto que el amor se le resiste. Aunque confiesa haberlo dado por perdido, en el fondo siempre guarda una esperanza en la que se imagina compartiendo su vida con alguien que la haga feliz.
Sin saberlo, las vacaciones que pretende emplear para comprar la casa de sus sueños van a desembocar en una montaña rusa de emociones que cambiarán su vida por completo. El encuentro “casual” con un misterioso desconocido la llevará al límite y le hará replantearse hasta dónde está dispuesta a llegar por amor.
Se trata de una historia fresca, sencilla, con grandes dosis de romanticismo que no te dejará indiferente. Se trata de un relato distinto a los que estamos acostumbrados, en este caso no hay millonario experimentado sobre caballo blanco. Nos encontramos algo mucho mejor que eso, una historia de amor llena de pasión hasta el final. Dos personas que tienen que luchar desde el primer momento por lo que quieren, cueste lo que cueste. ¿Te atreves a descubrirlo?.

Extracto de la novela:


(…)  Ya estaba lista, no me lo podía creer. Había llegado mi momento y no había vuelta a atrás, me puse mi mochila a la espalda, mis RaybanClubmaster con montura marrón e interior naranja para protegerme del sol, y cerré la puerta de la que fue mi casa durante varios años.
Subí a mi “juguete”, un Ford Thunderbird del 57 de color rojo, descapotable, con los asientos de piel, en color crema y llantas plateadas, bordeadas con una fina línea en rojo, que mi padre me había regalado cuando cumplí los veinte años y que llevaba media vida arreglando para mí, adoraba aquel coche. Era toda una reliquia familiar, lo habían comprado mis abuelos y mi padre no había querido desprenderse de el.
No me lo pensé y arranqué decidida, preparé mi lista de reproducción en el móvil y dejé que la música me envolviera. Había llenado el depósito de gasolina por completo el día anterior, así no tendría que parar hasta pasadas unas horas. No tardé en dejar atrás la ciudad para coger la carretera, rumbo a Idaho. No llevaba ni una hora conduciendo cuando vi a alguien en moto detrás de mi, haciéndome señas para que parase el vehículo a un lado. Parecía bastante agitado, y sin pararme a pensar le hice caso. Paró justo detrás de mi, se quitó el casco y su apariencia me resultó familiar, sobre todo sus ojos, pero no supe ubicarlo. Medía alrededor de un metro ochenta y cinco, llevaba gafas de sol de estilo aviador con cristales de espejo, que se volvió a poner en cuanto se hubo quitado el casco y una espesa barba negra remarcaba su cara, su pelo también era negro aunque no parecía su color natural. En ese momento, no había nadie más en la zona en la que nos encontrábamos, solo escuchábamos el sonido de los insectos que pasaban a nuestro alrededor zumbando despreocupados.
–Disculpa por haberte asustado, creo que llevas una rueda picada, me daba miedo que pudieras tener algún problema con el coche. Por cierto, bonito coche, es muy difícil ver uno de estos tan bien conservado hoy en día.
–Gracias, la verdad es que no he notado nada. Gracias de nuevo, voy a revisarlas. No quiero tener un accidente y me espera un largo viaje.
Me di la vuelta despidiéndome del desconocido con la mano, y con la extraña sensación de creer haber oído su voz antes, pero por mas que me esforzara no conseguía recordarlo. Decidí ignorar estos pensamientos, seguro que más tarde ya me vendría a la mente. Me dirigí a revisar las ruedas de la parte trasera, en ese momento eran las que tenía más cerca. Creo que no llegué a acercarme a la rueda trasera derecha, cuando todo se volvió negro. (…)



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...